Habilidades sociales:

Los elementos de la inteligencia emocional que hemos visto a través de los 3 artículos anteriores, se evidencian cuando interactúas socialmente con otras personas.


Son el reflejo de la interacción que tú tienes con el mundo, te permiten convencer, dirigir o convertirte en un gran mediador y en general trabajar mejor en equipo. Cuando logras maestría dominando estas habilidades es más fácil relacionarte de forma positiva, suave y efectiva creando armonía y cooperación en lugar de conflicto.

Para trabajar en tus habilidades sociales piensa en los siguientes cinco temas y cómo los estás manejando:

1. ¿Cómo están tus redes de contacto?

Pon la empatía en funcionamiento y no te aísles de la gente con la cual trabajas, mucho más si tienes un rol en el área de Talento Humano. Requieres tener un amplio círculo de conocidos en la organización y tener el don para encontrar cosas en común con personas de todo tipo; así logras despertar simpatía y aprovechar la diversidad y las oportunidades que nos brindan los diferentes tipos de personas con los que nos relacionamos.

2. ¿Cómo te estás comunicando?

Entrega mensajes claros y convincentes cuando trabajes con otros, pero también cuida tu comunicación no verbal. Piensa detenidamente si estás comunicándote de forma optimista con una gran actitud, si es así, probablemente la otra persona comenzará a hablar entusiasmadamente y sonreirá. Por otro lado si eres una persona que difícilmente saluda y corporalmente rechazas a los otros, difícilmente te buscarán para trabajar contigo o pedirte apoyo.

3. ¿Eres una persona que influye en los demás?

Combina perfectamente la autoconciencia, la autorregulación y la empatía al presentar tus argumentos. Quienes son buenos para persuadir saben cuándo deben usar su emotividad y cuándo funcionará mejor un llamado a la razón y trabajar con hechos y datos.

4. ¿Cómo está tu capacidad de cooperación y trabajo en equipo?

Somos parte de un sistema y trabajar de manera solitaria no te lleva a obtener los mejores resultados. Trabaja con los demás para lograr una meta común o un propósito superior, creando sinergia grupal para lograr metas colectivas.

5. ¿Cómo está tu capacidad de negociar y resolver conflictos?

No veas únicamente una opción y un solo punto de vista. Date la oportunidad de ver todo el sistema en su conjunto para entender los pro y contras de una situación, darte cuenta de las emocionales de las otras personas y de las relaciones de poder que existen en el grupo de trabajo.

Práctica la inteligencia emocional como parte de tu ejercicio personal y profesional, busca estar atento de tus reacciones y comportamientos y toma nota de aquellas conductas que necesitas modificar para conectar realmente con otros.

"SURFEAMOS LA OLA DEL CAMBIO JUNTOS"

Contáctenos